Emotiva carta de una hija de RD a su madre tierra

Emotiva carta de una hija de RD a su madre tierra

Hola mi amada  República Dominicana.

Estoy orgullosa y muy agradecida de haber tenido el privilegio de nacer en tu tierra, reconozco y valoro todo cuanto he aprendido y crecido con las experiencias que viví en tan hermosa isla.

Sé  que eres perfecta a tu manera, y que lo que ofreces a la gente que aún te habita, es también perfecto para su desarrollo y lo que  necesita vivir.

Gracias, lo comprendo y lo acepto, sin embargo sueño con…

… Que algún día reine la tranquilidad y la paz en tus calles, para que tu gente pueda salir sin temor a ser agredida.

… Que se eleve el nivel de conciencia en la ciudadanía para que pueda tener el discernimiento necesario a la hora de elegir a quienes podrían ser sus dignos representantes, no a títeres guiados por las fuerzas oscuras que lideran desde la sombra cuyo objetivo es separar a las familias y así magnificar su poder.

… Líderes de genuina motivación, cuyo único enfoque sea el interés general,  retribuyendo en acciones que beneficien a ese pueblo que le ha elegido con esperanza de un mejor futuro.

… Que las personas que decidan salir a otras tierras, simplemente lo hagan por placer, no por falta de oportunidades y de apoyo.

… Que a nuestros niños, que son la esperanza del mañana, se les enseñen cuáles son sus valores y que, además, una vez adultos sepan honrarlos.

… Que suba el nivel de educación en las escuelas, fomentando mucho más la lectura en las aulas para que podamos ocupar un mejor lugar en el ranking de países con mejores puestos en la categoría educativa.

… Que nuestros artistas sean valorados y respetados empezando por el gobierno y continuando con los medios de comunicación en general.

… Que a los que les corresponda alcanzar el poder lo utilicen con humildad en favor de la clase desposeída.

… Una policía bien remunerada para que se les pueda exigir protección con educación, respeto y honestidad.

… Que las iglesias dejen la política para los políticos y puedan llegar a la comprensión de que Dios tiene un solo pueblo y que la diferencia existente, solo la pone esa gente que se cree SER HUMANO.

Mi querida República Dominicana, me despido diciendo que eres hermosa, tu naturaleza, tu gente alegre y bondadosa te adornan. Tienes tantas maravillas que a veces hace que me pregunte: ¿en qué estamos fallando? La respuesta, bajo mi punto de vista, es la siguiente:

El individualismo está predominando en estos momentos, se está actuando sin pensar en los demás y ahí radica el gran error, la mayoría de la gente, exceptuando unos cuantos, al igual que las empresas solo piensan en sí mismas,  sin darse cuenta, de que dependemos de todos para subsistir, porque todos somos uno y uno somos todos, y es algo de vital importancia comprender, mientras, yo continuaré soñando.

Sueño con que las personas, cuyo sincero interés es en favor de todos, se nos abran las puertas a la hora de querer aportar un granito de arena a través de proyectos, con el único fin de ayudar desde el corazón a nuestros hermanos.

Sueño con que mi República Dominicana despierte, antes de que cuando lo haga, solo queden sus hermosas playas y sus deslumbrantes paisajes,  sin nadie que los pueda disfrutar.

¿Te animas a soñar conmigo?

Que viva La República Dominicana.

Janibell Peralta.

 

(Janibell es coaching y cantante dominicana que reside en España desde hace varios años).

Categories: Opinión
Tags: Destacadas

About Author