La verdad-verdad sobre las elecciones de Acroarte es que la plancha de Alexis Beltré fue declarada ganadora con un voto nulo que convirtieron en válido, y así no se vale

La verdad-verdad sobre las elecciones de Acroarte es que la plancha de Alexis Beltré fue declarada ganadora con un voto nulo que convirtieron en válido, y así no se vale

Así es… Un proceso sencillamente traumático y frustratorio, del que, por más que se diga, aún no hay nada definido, porque es un asunto que deberá decidir la justicia ordinaria en el tribunal correspondiente.

En la votación general, según lo informado la noche del mismo día de la votación, se estableció que se había producido un empate 101-101 entre las planchas Azul #1 encabezada por Fausto Polanco y la Amarilla #2 encabezada por Alexis Beltré, lo que fue corroborado por la Comisión Electoral Nacional y por los represetantes de ambas planchas ante la misma, acontecimiento que por vez primera ocurría en toda la historia de Acroarte.

Desde Nueva York, donde ganó Polanco 22-15, se reportó un sufragio nulo, reconocido por las partes en competencia, por la Comisión Electoral que operó allá presidida por Estuardo Arias, y por un notario registrado en esa urbe.

Todo está debidamente documentado.

El presidente de la Comisión Electoral Nacional, Carlos Cepeda Suriel, quien había anunciado el empate a los medios de comunicación y precisado que había un voto nulo la misma noche del día de los comiciós, prácticamente se tornó ilocalizable a partir del 30 de junio, un día después, para los representantes de una de las planchas.

Pasaron dos, tres, cuatro días, y seguía ilocalizable para los representantes de la plancha Azul #1. Y prácticamente una semana después anuncia que el lunes siguiente, 7 de julio, iba a ofrecer una rueda de prensa, de la que tenían información los miembros de la plancha #2, que adelantaban que Cepeda declararía en esa actividad ganador a Beltré, no así el sector de Polanco.

Desde el sector de Polanco por fin llegaron a contactar al presidente de la Comisión y le preguntaron qué era lo que iba a anunciar, debido a que entendían que había un empate y que lo que procedía era que convocara a una segunda vuelta de elecciones. El señor Cepeda Suriel respondió, sencillamente, que ofrecería importantes declaraciones.

Y, en efecto, para las informaciones y expectativas que tenían los del sector de Beltré, la Comisión lo declaró ganador, 102-101, sumándole el voto nulo de Nueva York. Estuardo Arias, como encargado de la Comisión Electoral de Nueva, se negó a firmar la resolución en ese sentido, porque no se presta a jugarreta y entiende que con un voto nulo no se gana y el empate prevalece.

Fasuto Polanco y sus seguidores no reconocen a Beltré como ganador, han calificado de fraude el resultado ofrecido por la Comisión Electoral encabezada por Cepeda Suriel, y exigen una segunda ronda de votación para determinar finalmente quién es el ganador.

El caso ahora se encamina a los tribunales.

 

Categories: Entretenimiento
Tags: Destacadas

About Author