Mario Díaz cuenta la historia de una canción: «Frutos»

Mario Díaz cuenta la historia de una canción: «Frutos»

 

Por Mario Díaz

 

«Frutos» es una canción que compuse durante mi etapa de estudiante universitario. Una de tantas que escribí en las aulas uasdianas, en momentos de mucha tristeza y extremo aburrimiento (cosa muy frecuente en mí en determinados horarios y ciertas cátedras somníferas). La concebí como balada y la llamé «La vida es un cofre repleto de frutos», pero ese título kilométrico sabía que no funcionaría y decidí resumirla como «Frutos».

Esta canción no es la más conocida de mi humilde repertorio de composiciones, pero sí la que hasta hoy me ha producido mayores satisfacciones espirituales. Les cuento: la primera vez que fue grabada lo hizo, a ritmo de merengue, el maestro Jorge Solano, cantando Leo Palacios y con arreglos del maestro Johnny Tulanga. En los estudios EMCA, que entonces estaba en el edificio donde ha estado establecida la publicitaria Young & Rubican, en Arroyo Hondo. Al trombonista, que se llama Rafael (no recuerdo el apellido), un señor alto y fornido, se le salieron las lágrimas mientras grababa la melodía y se quedó en el estudio esperando mi llegada para conocerme y darme un abrazo, mientras elogiaba la canción. Eso me impactó sinceramente.

Tiempo después la canté a guitarra en una tertulia encabezada por doña Verónica Sención y su hermana, en el hostal Nicolás de Ovando, actividad donde estaban en primera fila el profesor Juan Bosch y don Pedro Mir. Yo andaba con mi gran amigo y compadre Miguel Rey. Al terminar de cantar, se acercó a mí don Juan y me preguntó asombrado: «¿Esa canción la compuso usted?». Cuando le respondí afirmativamente, me dio un fuerte apretón de mano. Eso me emocionó y nunca olvidaré ese honor, pues siempre admiré y respeté a don Juan y a don Pedro, y lo seguiré haciendo hasta el último día de mi vida.

«Frutos» continuó su recorrido: la grabó el salsero boricua Van Lester, luego el cantante de trova argentino César Isella, y a seguidas la grabó el cantautor hondovallense Félix D’Oleo, con un maravilloso arreglo musical del maestro Manuel Tejada, a ritmo de bolero country, dándole ese título a su producción del año 2002 y que fue nominada al Grammy Latino.

Hace unos pocos años se convirtió en la primera de mis canciones en ser grabada en otro idioma: el cantautor italodominicano Ennio Marchetti la grabó en español y hizo una verslón en italiano, con arreglos del joven maestro JC Lauren, en cuyo estudio fueron grabados estos dos últimos trabajos..

Les aseguro que viene una nueva versión, pero esa noticia la voy a guardar para cuando tenga a mano el CD. Mientras, compartiré con ustedes las versiones que he podido encontrar en Youtube.

(Tomado de la página de Facebook del compositor Mario Díaz).

Categories: Entretenimiento
Tags: Destacadas

About Author