¿El Torito vuelve a sentir la tentación de la política? ¿Está definitivamente resuelto a lanzarse como candidato a senador…?

¿El Torito vuelve a sentir la tentación de la política? ¿Está definitivamente resuelto a lanzarse como candidato a senador…?

 

Por José Francisco Arias

 

Parece que la política sigue tentando a nuestro amigo Héctor Acosta ( El Torito ), uno de nuestros más admirados y queridos cantantes merengueros/bachateros; todo un fenómeno de la música popular dominicana.

Y si no la política,  por lo menos el interés de ser congresista, de ocupar una curul como Senador de la República, que, a fin de cuentas es un cargo político por elección ciudadana.

A El Torito le sigue coqueteando la idea de incursionar en política, y, a pesar de que en algún momento llegó a sentirse defraudado por situaciones que se le han presentaron en ese ámbito y manifestar que prefería dejar eso, parece el coqueteo le sigue seduciendo y que tiene en la mira las próximas elecciones del 2020.

Recientemente se ha puesto a circular una encuesta en la que se establece que Acosta, en la provincia Monseñor Nouel (Bonao), cuenta actualmente con un 66.2 % de simpatía en caso de que se lance como candidato a senador. Su contendor más cercano, si busca reelección en el cargo, que es casi seguro que así sea, es el actual senador pro esa demarcación, Félix Nova, del gobernante Partido de la Liberación Dominicana (PLD), con un 25.8 %, según la muestra.

No descartamos la posibilidad de que El Torito resulte ganancioso en una carrera por la senaduría de su provincia, dada la gran popularidad de que goza, las obras de bien social que ha desarrollado en su zona y su vinculación política y amistosa con el ex presidente de la República y nueva vez aspirante presidencial, Hipólito Mejía, uno de los principales líderes del opositor Partido Revolucionario Moderno (PRM), además de disponer de recursos económicos para impulsar un proyecto de esa naturaleza.

Pero, como hemos manifestado en oportunidades anteriores, no nos gustaría ver a nuestro amigo Héctor entregado por entero a la política, como candidato, porque ello sería exponer en demasía el desarrollo de su carrera artística y de su empresa en el negocio del espectáculo nacional e internacional. Esto pudiera trastornar su accionar y proyección como artista e impactar en proporción considerable su dinámica económica, con la probabilidad de ubicarlo en el futuro en un escenario incierto. tanto en el orden artístico como en el político.

Héctor lleva años ayudando a sectores necesitados de su comunidad y haciendo reclamos en procura de que las autoridades resuelvan problemas sociales que normalmente son resueltos debido a que es una figura de su dimensión moral e influencia quien manifiesta tales reclamos.

En la política, y más si se está en campaña compitiendo como candidato, se vale todo. Se ponen a correr las versiones más difamatorias posibles y se recurre a los recursos más perversos con el fin de destruir al adversario.

La política genera poderes adversos dañinos que a veces ni se sabe de donde salen, y que pueden salir, inclusive del mismo sector que postula un candidato.

Ese no es el mundo de El Torito, quien practica la seriedad en todos los sentidos, que se asume hombre de palabra, que no rehuye a responsabilidades.

No es hombre de doble cara ni de incumplimientos de promesas repetidas, como acostumbran los políticos nuestros…

De todas maneras, si se sigue sintiendo tentado; si la política le sigue coqueteando y él no resiste la seducción, ¡qué le vamos a hacer…! ¡Adelante, Líder, pues…!

 

 

Categories: Opinión
Tags: Destacadas

About Author